20160529212701-ch2016.jpg

Stadio San Siro - Milán 28/05/2016 - 20:45HEC (20:45 hora local)

Final

Real Madrid - Atlético

1-1
Real Madrid gana 5-3 en los penaltis

 

Estadísticas de los partidos






1

Goles marcados

1











46

Posesión (%)

54











25

Disparos realizados

18











8

a puerta

4











6

fuera

11











11

Paradas

3











0

al poste

1











7

Córners

6











0

Fueras de juego

2











6

Tarjetas amarillas

2











0

Tarjetas rojas

0











18

Faltas cometidas

16











15

Faltas recibidas

17











557

Pases

627











497

Pases completados

543






Alineaciones

real madrid

Real Madrid

atlético

Atlético

1Navas (PO)
47
13Oblak (PO)
3Pepe
112 Pr.
2Godín
4Ramos (C)
15
90+3
3Filipe Luís
109 Pr.
7Ronaldo6Koke
116 Pr.
8Kroos
72
7Griezmann
48
9Benzema
77
9Torres
61
11Bale12Fernández
46
12Marcelo14Gabi (C)
90+3
14Casemiro
79
15Savić
15Carvajal
11
52
17Saúl Ñíguez
19Modrić20Juanfran

suplentes

13Casilla (PO)1Moyà (PO)
6Nacho5Tiago
10James Rodríguez16Correa
18Lucas Vázquez
77
19Lucas Hernández
109 Pr.
20Jesé21Carrasco
46
79
22Isco
72
22Partey
116 Pr.
23Danilo
52
93 Pr.
24Giménez

Entrenador

Zinédine Zidane (FRA)
Diego Simeone (ARG)

Árbitro

Mark Clattenburg (ENG)

El rey de Europa recupera su trono

Real Madrid - Atlético de Madrid 1-1, penaltis 5-3
En una final tan igualada como épica la tanda de penaltis proclamó al Real Madrid campeón de la Champions por undécima vez.
por Guille Honrubia
desde San Siro

En un icónico escenario como San Siro, el Real Madrid CF se coronó campeón de la UEFA Champions League por undécima vez tras una tensa e igualada final que se decidió en la tanda de penaltis. Sergio Ramos adelantó al equipo blanco, Yannick Carrasco igualó la contienda en el tramo final de partido y la tanda de penaltis decidió al nuevo campeón de Europa.

Tras disfrutar ambos equipos de dos semanas enteras para preparar el choque y siendo Raphaël Varane la única baja en ambas plantillas, los onces titulares de la final no tuvieron demasiado misterio. Stefan Savić fue finalmente el compañero de Diego Godín en el centro de la defensa del Atlético tras apostar Diego Simeone por el montenegrino en detrimento de José María Giménez. Zinédine Zidane sacó su once de gala e intentó buscar pronto y de forma directa la portería rival. Tras un par de llegadas sin sustancia de ambos equipos, Gareth Bale forzó la primera falta peligrosa en el minuto 5 y Casemiro remató a bocajarro el saque del galés forzando la primera gran parada de Jan Oblak en la noche.

Después de esta primera ocasión blanca el partido se estabilizó. El Atlético tragó saliva y ganó algunos metros para intentar evitar sustos, pero no lo logró. No había defendido bien la primera jugada a balón parado y la segunda lo hizo peor. Sacó Toni Kroos una falta, la peinó Bale y otra vez Sergio Ramos apareció en una final para poner al conjunto de Zidane por delante al cuarto de hora.

Un tanto que cambió el esquema del choque. El Atlético tenía que proponer más en desventaja y estiró sus líneas. El Madrid, nada incómodo con la situación, empezó a buscar en carrera a Benzema y a Bale aprovechando el buen tono de Kroos y Luka Modrić en el inicio del partido. Mientras, Antoine Griezmann peleaba con Ramos y Pepe para poder ser protagonista al mismo tiempo que Saúl Ñíguez intentaba sacar algo por el costado derecho con poco éxito.

En la recta final del primer acto era clara la sensación de que con menos esfuerzo el Madrid sacaba más. Gabi era prácticamente el único que se ofrecía para mover al Atlético cambiando con criterio el juego de banda y ordenando a sus compañeros, y en el minuto 43 por fin Griezmann encontró una rendija por la que probar suerte con un derechazo raso que se fue desviado.

Pero la segunda parte empezó con una buena noticia para los rojiblancos. Prácticamente en la primera jugada Pepe derribó a Fernando Torres en el área y el árbitro pitó penalti. Griezmann le pegó duro al centro y el larguero escupió su lanzamiento dejando un nudo en la garganta a toda la afición rojiblanca.

El golpe fue duro, pero el Atlético no lo acusó. Siguió presionando y colgando balones apoyándose mucho en Yannick Carrasco, que había entrado por Augusto Fernández en el descanso. También tuvo que cambiar Zidane a un lesionado Dani Carvajal, dando entrada a Danilo con más de media hora todavía por jugarse. Para entonces el partido era muy distinto a lo visto en la primera parte.

Más concentración rojiblanca, más ayudas, menos posesión del Madrid y más problemas para la zaga blanca y para Casemiro, que llegaba más tarde a los cortes. Pese a ello el Madrid aguantaba las embestidas e intentaba salir rápido buscando sobre todo a Bale en velocidad. Cristiano Ronaldo y Benzema aparecían poco y el equipo de Chamartín lo notaba mientras que Saúl sí lo hacía en el área rival para probar suerte con una elegante volea en el minuto 60.

Fue a partir del minuto 65 cuando el Madrid comenzó de nuevo a soltarse. Alguna internada de Danilo por banda derecha, apariciones de Kroos y Marcelo por la izquierda, y el partido ya estaba de nuevo equilibrado. Simeone intentaba meter a su afición en el partido desde la banda, pero el tiempo corría en su contra. Benzema tuvo la opción de matar la final a falta de 20 minutos, pero otra vez Oblak apareció para dar esperanza al Atlético con una gran intervención.

Justo después Zidane dio entrada a Isco por Kroos para meter oxígeno e ideas al centro del campo blanco. Con el malagueño ya en el campo se fueron consumiendo los minutos, y Zidane le arañó alguno más al reloj con el cambio de Benzema por Lucas Vázquez. Pero el destino le tenía reservada una bala al Atlético y la aprovechó con un excelente centro de Juanfran y un remate de Carrasco en el área pequeña ante el que nada pudo hacer Keylor Navas en el minuto 79. El derbi en la final se iba otra vez a la prórroga.

En el tiempo extra el respeto mutuo dominó el juego. El miedo a los errores era atenazador, y solo el desparpajo de Carrasco parecía ser la excepción a la norma. Pero el cansancio acumulado era cada vez mayor y la final se fue a los penaltis entre calambres de los protagonistas y constantes imprecisiones.

En la dramática tanda Juanfran envió su lanzamiento, el cuarto del Atlético, al poste. Cristiano Ronaldo se vio ante el penalti de su carrera y no lo falló desatando la locura y llevando al Madrid al Olimpo por undécima vez.

Jugador del Partido de la UEFA: Sergio Ramos
El jefe de oficiales técnicos de la UEFA, Ioan Lupescu, seleccionó a Sergio Ramos como Jugador del Partido por parte de los observadores técnicos de la UEFA, entre los que se incluye Sir Alex Ferguson. "Ha destacado por su labor defensiva, su liderazgo y por supuesto por contribución ofensiva en el primer gol del partido", señaló. 

Analísis de Guille Honrubia desde San Siro
Ningún equipo hubiera sido injusto vencedor de esta final y por eso el Real Madrid merece todo el crédito tras esta épica victoria en la tanda de penaltis. El Atlético fue, como siempre, un equipo con mayúsculas y se levantará de esta derrota con orgullo, mientras que el equipo blanco hace crecer aún más su leyenda como rey de Europa.

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.